Cuerpo Oficial de Bomberos cumple 23 años de servicio en Dosquebradas

La comandante Lina María Marín es la única mujer al frente de un Cuerpo Oficial de Bomberos en todo el país.

Con motivo de su aniversario número 23, el alcalde Diego Ramos hizo un reconocimiento a la labor y el servicio del Cuerpo Oficial de Bomberos de Dosquebradas, creado en el año 1997, mediante el Decreto 076 y gracias a la iniciativa del entonces alcalde Germán Aguirre Muñoz, así como a la aprobación del Concejo Municipal.

 “Los dosquebradenses podemos estar seguros y tranquilos porque contamos con el mejor equipo de profesionales que dan su vida para salvar la de los demás. Son hombres y mujeres con valores y cualidades únicas; algunos con muchos años de trayectoria, otros no tanto, pero todos con las mismas ganas y compromiso de atender las necesidades de la comunidad”, reconoció el Alcalde de Dosquebradas.

Para la fecha de la creación de la institución bomberil, se aprobó una planta de personal consistente en un comandante, un subcomandante, dos oficiales y 16 bomberos, la cual empieza a funcionar en el año 2005 con su respectivo Manual de Funciones.

Fue entonces cuando se nombró como comandante al capitán Carlos Eduardo Flórez, quien tuvo como objetivo principal prevenir y atender de forma rápida, eficiente y segura todas las emergencias que se presentasen en el municipio. Desde entonces, dos nombres más han figurado en la comandancia del Cuerpo Oficial de Bomberos de Dosquebradas: los tenientes Joaquín Ocampo Pérez y Lina María Marín, respectivamente.

Para la actual Comandante, es una satisfacción y orgullo muy grande hacer parte de este equipo tan profesional y comprometido: “Nuestros hombres y mujeres han hecho parte integral de la institución, que hoy todavía tienen mística de ser bomberos. Es gracias a ellos que hemos desarrollado grandes políticas en el municipio, lo que nos da un reconocimiento técnico a nivel regional y nacional”. 

Hasta la fecha, y durante estos 23 años, las administraciones municipales han aportado en el progreso de la entidad no sólo cuanto a equipamiento, infraestructura y maquinaria, sino también en el crecimiento personal, académico y financiero de quienes la conforman.

El teniente Joaquín Ocampo, quien es una de las personas que desde su conformación está vinculado con la entidad, contó que “tuve la oportunidad de hacer parte de la transición entre los Bomberos Voluntarios y Bomberos Oficiales, esa legalidad era la que buscamos para fortalecer y mejorar la institución. He ocupado diferentes cargos; desde bombero, maquinista, jefe operativo y la parte directiva. Es muy satisfactorio porque conozco todos los procesos de la institución y la he visto crecer como ella a mí”.

Son muchas las anécdotas, situaciones y peligros por los que han pasado los que arriesgan su vida para salvar la de los demás, que actualmente recuerdan. Sin embargo, siempre muestran su valentía, vocación y valor por lo que hacen.